jueves, 15 de noviembre de 2012

Cuidando nuestros rosales durante el verano


Si bien sin importar la etapa del año en la cual nos encontremos nuestras especies requieren cuidados, algunas de ellas presentan una especial atención ya que su entrega o resultado final es increíble y sumamente codiciado a pesar de sus características propias que no impiden que la especie se conserve pero ante el abandono evidentemente mermaran los resultados finales.



Uno de ellos es tal vez el arbusto mas codiciado de todos, la rosa, y por ello nos enfocaremos en algunos tips o consejos prácticos respecto al cuidado de las rosas durante el verano.



Y es que el verano es su temporada, la mismas brillan con increíbles resultados y logramos apreciar el fruto de nuestro esfuerzo, pero ello no quiere decirnos que las tareas cesan, inmediatamente culminada la floración se deben retirar aquellas flores que ya caducaron en su belleza, con esto ayudaremos a la especie administrar mejor sus recursos mientras se comienzan a practicar las tareas de poda para potenciar su producción la próxima temporada.



Esta etapa del año es ideal para el recambio de nutrientes, controles de suele y también la aplicación de elementos químicos siempre recomendables con base en agua, para que no aparezcan plagas y enfermedades oportunistas.


Las practicas mas comunes por su fácil desempeño y buena respuesta pasa por el riego nutritivo, riego al cual se le aplican minerales y características propias del suelo, el control de ph se puede efectuar con un equipo especialmente determinado para la tarea o algunos trucos caseros, los productos contra plagas y enfermedades se puede pulverizar también sobre sus hojas aunque cuidando explícitamente sus indicaciones y cantidades, recuerde que siempre que se utilizan estos productos nuestra planta se expone a elementos nocivos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario